MENÚ

sábado, 6 de febrero de 2016

DECENARIOS Y DEHESAS DE BELALCÁZAR EN 1.700.


Como introducción hay que hacer una pequeña reseña de la terminología empleada en el documento que se expone.
Por lo que hay que empezar diciendo que la demarcación del termino municipal en estos años (1.700) se hacía en Dehesas y en Decenarios-Docenarios, las primeras  a su vez se dividían en Quintos y Millares.
La Dehesa se forma  a partir del bosque de encinas, alcornoques, etc. Pasa por una fase inicial en la que se aclara el bosque denso para pasar a una segunda fase de control de la vegetación leñosa y la estabilización de los pastizales. Generalmente están destinadas al mantenimiento del ganado, a la actividad cinegética y al aprovechamiento de otros productos forestales (leñas, corcho, setas etc.). Aunque temporalmente se siembran de cereales o legumbres para el mantenimiento del ganado.
Las dehesas boyales, tan abundantes en España, eran terrenos comunales de los pueblos en donde podía pastar libremente el ganado de los vecinos, en nuestro término, el Monte Malagón.
Los Decenarios-Docenarios por el contrario son tierras de labor, sin árboles, dedicadas al cultivo de trigo o cebada. Su extensión variaba de uno a otro pues, normalmente, estaban delimitados por la orografía del terreno, cañadas, regajos, altos, caminos….
Los Quintos y los Millares eran  tipos de división de las Dehesas  con la cantidad de terreno suficiente para dar de comer a 500 o 1.000 ovejas respectivamente, mientras más pobre era el terreno más extensión tenían.
También es de notar que, después de más de tres siglos, casi todos los nombres de Decenarios y Dehesas son los mismos que  tienen los Polígonos en que actualmente se divide el parcelario municipal.    



LA VENTA DE LA DEHESA DE LA SERENA Y LAS TRANSFORMACIONES DE LA TRASHUMANCIA.